Oliver Stone retoma la investigación sobre el asesinato de JFK (tras su largometraje JFK) con este documental que A Contracorriente Films estrena este viernes 20 de mayo. Se trata de una revisión muy analítica sobre el magnicidio más famoso y estudiado de los Estados Unidos, posiblemente en el top5 a nivel mundial.

 Se inicia el documental, narrado por Whoopi Goldberg, Cyril H. Wecht, Donald Sutherland y el propio Oliver Stone, con un repaso a los trágicos y todavía enigmáticos sucesos en Dallas, el 22 de noviembre de 1963. A partir de ahí, datos y más datos, muchos obtenidos años después, en las desclasificaciones de 1992 o incluso más recientes sobre la (vergonzosa o interesada, para muchos) investigación del comité Warren que trató de esclarecer la muerte del presidente.

 Hechos como que el propio Lee Harvey Oswald fuera un exmarine destinado en la secreta base japonesa para volar aeronaves espía sobre China, al igual que el otro cabeza de turco para el anterior intento de asesinato de JFK en Chicago, y que tanto la CIA como el FBI tuvieran sendos expedientes abiertos sobre el mismo Lee Harvey Oswald que pocos días antes de atentado en Dallas fueran retirados de la lista de máxima alerta hacen pensar que, efectivamente, << las teorías de la conspiración sobre la muerte del presidente son, en realidad, “hechos de la conspiración”>>, como se dice en el documental.

 Incongruencias, secretos desvelados años después y elementales fallos en la investigación, así como la protección de Lee Harvey Oswald cuando es puesto bajo custodia policial hacen que nos preguntemos, como Kevin Costner en el papel del abogado Jim Garrison en JFK, por qué y sobre todo quiénes están detrás de este asesinato que sin duda, de no haberse producido, hubiera cambiado el devenir del siglo XX y XXI, posiblemente a mejor a la vista que John Fitzgerald Kennedy era un estadista prudente y apaciguador. Solo por esto, sin duda merece la pena asomarse a la cara oculta de la historia y ver este documental.

 ¿Llegaremos a conocer toda la verdad? Como muchos otros casos, es altamente improbable que algún día sepamos todo lo que de verdad pasó, quienes lo orquestaron y quiénes se beneficiaron de la muerte del tan recordado (dentro y fuera de los Estados Unidos) JFK.

 @EduVicu

Rate this post
Print Friendly, PDF & Email

No hay comentarios